Cláusula redondeo

Defendemos sus derechos para evitar abusos.


Por cláusula de redondeo se entiende aquella condición contractual por la que el resultado del cálculo del interés aplicable según lo pactado en el contrato, si no da un decimal exacto, se aplica una corrección al alza hasta alcanzar una cifra superior exacta.

La entidad financiera, por tanto, al aplicarse el redondeo, cobrará más intereses de los que le correspondería cobrar, ya que el referido redondeo siempre lo aplica al alza y no a la baja. El Tribunal Supremo se ha pronunciado ya en contra de dicha cláusula abusiva, declarando su nulidad.

La posición deudora en ocasiones se convierte en víctima de numerosos abusos que van desde la aplicación de intereses moratorios, costas y gastos totalmente leoninos a la imposición de condiciones unilaterales de refinanciación absolutamente onerosas.

Una adecuada supervisión y defensa de los derechos del deudor y sus avalistas, no solamente rebaja la deuda sino que en ocasiones hasta posibilita una solución definitiva de la misma.