Créditos rápidos

Noticias...


Evaluar los riesgos de los créditos rápidos es un aspecto cada vez más necesario para evitar situaciones financieras peores de las que queremos resolver.

Una de las características más frecuentes y atractivas de los créditos rápidos es la sencillez en la forma de solicitarlos y la facilidad para que se aprueben y finalmente te den el crédito. Se trata de préstamos muy accesibles, donde es fácil dejarse convencer y echar mano de soluciones urgentes para conseguir dinero a través de modelos de créditos rápidos como son los minicréditos, microcréditos, minipréstamos, micropréstamos y hasta tarjetas de crédito que resuelven situaciones financieras ante cualquier necesidad imprevista. Las financieras que se dedican a explotar este mercado, terminan captando a muchos clientes desesperados que tratan de conseguir créditos de forma rápida, créditos en 24 horas y sin prestar atención a las condiciones que hay detrás.

El problema es que el producto de estas empresas no es tan limpio y sencillo como parece a primera vista y en muchas ocasiones supone una trampa mortal para el consumidor desesperado, que tiene una necesidad de liquidez tan urgente que no se preocupa más que de conseguir dinero a cualquier precio sin prestar atención a nada más, lo que le lleva a aceptar cualquier condición que luego seguramente no podrá cumplir.

Lo esencial es asesorarse bien por profesionales especialistas en derecho financiero y analizar las condiciones del contrato para ver si son realmente compatibles con el cumplimiento de las obligaciones que nos hacen firmar, ya que muchas de ellas son nulas, por ser abusivas, aunque se hayan aceptado previamente y por lo tanto, no son exigibles ni aplicables.


Consúltenos a través de nuestro Formulario