Plazo prescripción

¿Cuál es el plazo de prescripción de cada deuda?

Las deudas prescriben por el mero transcurso del tiempo. Una vez prescritas, ya no se pueden reclamar. Hay que tener en cuenta que cada tipo de deuda tiene un plazo de prescripción y que la prescripción se puede interrumpir solamente a través de reclamaciones "fehacientes". Se considera notificación fehaciente cuando se tiene constancia tanto de su contenido como de que el destinatario ha recibido la notificación, así como de la fecha de recepción por éste último. Las formas más usuales son el burofax, el requerimiento notarial o el Juzgado. *

*Si se han interrupido la prescripción de forma "fehaciente", el plazo vuelva a contar desde el principio hasta una nueva interrupción de la prescripción y así sucesivamente.

Son notificaciones fehacientes

  • Una carta entregada en mano, si al recibirla, el destinatario firma una copia para la persona que hace la notificación. Es el medio más inmediato y barato.

  • Un telegrama con acuse de recibo, si bien tiene limitaciones (no se pueden adjuntar documentos ni permite enviar textos de cierta extensión).

  • Un burofax con acuse de recibo y certificación de texto. Garantiza y demuestra el envío, el contenido y recepción del escrito.

  • Un conducto notarial. El notario da fe del contenido de la comunicación y certifica su recepción. Permite adjuntar documentos, aunque su coste es mayor.

No son notificaciones fehacientes

Enviar un whatsapp, un SMS o un email, porque son documentos privados y se pueden manipular con facilidad. Solo tendrían valor de prueba si no se impugnan. El correo electrónico certificado por terceros de confianza, para ser fehaciente debe identificar al receptor del mensaje. No basta la mera confirmación de entrega al buzón o bandeja de entrada.

Un correo electrónico certificado: si solo se obtiene la confirmación de entrega al buzón entrada, pero no se confirma ni identifica que el destinatario haya recibido la comunicación, no es fehaciente.